--> Estampas y recuerdos de Alzira (108)<br>Una devoción sin fronteras - elseisdoble.com


Miércoles, 15 de julio de 2020 Edición diaria nº 4.849 Año: 14 Noticias: 36.584 Fotografías: 96.309 Comentarios de usuarios: 111.975
EL SEIS DOBLE
domingo, 13 de marzo de 2011
Clic en la foto para ampliar

Momento del descubrimiento de una lápida que da nombre a la calle Monestir de Poblet en Valencia.
Ver imágenes de esta noticia
1

 Estampas y recuerdos de Alzira (108)
Una devoción sin fronteras

Una colonia de alcireños traslada la veneración de los patronos de nuestra ciudad a Valencia

 

http://www.elseisdoble.com/uploads/image/FOTOS%20FIJAS%20EN%20SECCIONES/Alfonso%20Rovira%20con%20c%C3%A1mara.jpgMuchos alcireños, cuando por razones de vida, trabajo, estudios u otros menesteres, han de elegir residencia fuera de su tierra natal, lo hacen con general unanimidad en Valencia, pues aparte de hallarse en ella como en su propia casa, tienen Alzira a 35 kilómetros, como refleja en el dicho popular a un tiro de piedra.

Por ello, no tiene nada de extraño que la Colonia Alcireña en el cap i casal constituya una de las más numerosas en su género.

Corría el año 1933 cuando era trasladado a Valencia el Dr. forense alcireño José Ribera. Al llegar a la capital pensó que también en la capital pudieran ser veneradas las imágenes de los patronos de Alzira y con esta convicción contactó con otros paisanos residentes tales como Lacasta, del Poyo, Eduardo Galvañón y otros como Josefina Piera quienes conocían a una señora de Morella que poseía una imagen de San Bernardo que esta obsequió a los miembros de la colonia y así comenzó a rodar la misma en sus primeros inicios ubicándose en la parroquia de San Martín, donde existe en altar donde se venera la Virgen de Valbanera, patrona de la capital del Maestrazgo, de la que he podido comprobar que es una imagen similar a la Virgen de Lluch, e incluso está ambientada con un pastor y su ganado.

Transcurre el conflicto bélico del 36 al 39 y al terminar éste los alcireños en Valencia vuelven a agruparse para continuar festejando a sus patronos cada año al llegar la primavera haciéndose cargo de la presidencia Eugenio Martí Sánchis y Josefina Galvañón Eced. En 1959 fueron construidas las imágenes de la Virgen de Lluch y las de los hermanos mártires siendo presidentes Eugenio Martí y Adela Bultó de Sugrañes. A Eugenio Martí le sucedería como presidente de la colonia, Miguel Izquierdo Mellado. La imagen de la Virgen de Lluch fue bendecida en el Santuario, las de los Santos Patronos en la parroquia de Santa Catalina y de allí fueron trasladadas en Valencia.

En aquella época residían en Valencia unas 360 familias; en la actualidad no pasaran de las 200 de las que miembros de las mismas participan y asisten a la fiesta que cada año se celebra en honor de los Patronos.

En 1964, con motivo de celebrarse los primeros cinco años de la remodelación y nueva etapa de la colonia, los alcireños llevaron a cabo una especial celebración. Un nutrido grupo de asociados viajaron al Monasterio de Santa María de Poblet al objeto de invitar a su Abad, Edmundo María Garreta, para la celebración de los solemnes actos religiosos que tuvieron lugar en la parroquia de San Martín. En las fiestas de 1966 se bendijo el estandarte oficial de la colonia que hace poco ha sido renovado. Por otra parte, todos los años, en el mes de Mayo, gran número de alcireños de la colonia se desplazan a Alzira para participar en la ofrenda de flores que la ciudad de la Ribera hace a su patrona en su santuario de la Montañeta.

En 1966, los hijos de Alzira en Valencia obsequiaron a Virgen de LLuch con una de las campanas para la recién terminada torre de las campanas del mismo, así como también el manto de la imagen que llevó el día de la coronación canónica.

No habían transcurrido muchos años, cuando deseando dar mayor impulso se decidió trasladar la sede la colonia a la catedral y con este motivo, en las fiestas de 1968, se celebró el solemne traslado de las imágenes de los Patronos.

Cada año la junta directiva presidida por Alfonso Navarro Pon e Irene Piera Rubio reunen a todos los alcireños en esta singular fiesta, que en esta ocasión se celebra hoy domingo. Ello comporta que desde hace varios años los residentes en la capital de la Ribera Alta se desplacen a Valencia para pasar este día con los paisanos y así se unen a la fiesta los presidentes de las cofradías alcireñas de la Virgen de Lluch; de la Archicofradía de los Santos Patronos y de la Junta de Hermandades y Cofradías con las Damas de la Virgen. En esta ocasión han sido nombrados Clavarios de Honor los consortes alcireños Antonio Momparler Rosado y Consuelo Corts Ferrer a los que junto con el capellán del santuario, Vicente Ribes Perales, les serán impuestas la medalla de la colonia. La misa de la fiesta, en la capilla del Santo Cáliz de la Cena, será oficiada por el deán de la catedral, Ramón Arnau, que no hace muchos días pronunció el pregón de la Semana Santa en Alzira.

Desde 1964 vienen nombrándose reinas de la colonia a jovencitas, hijas de los alcireños residentes en la capital de provincia, y así ostentaron este cargo, entre otras, Asunta Talens Pardo, María del Carmen Navarro Martínez, Araceli Colomer Enguix, Herminia Navarro Martínez, María José Rico Ferrán, María Amparo Lledó Espert, Irene Vivar Piera, María Dolores Romero Navarro, María Jesús Penadés Izquierdo, María Victoria Vivar Piera, Silvia Borso di Carminatti Peris, Eva Milagros Martorell Carrión, Isabel Sanchis Vila, María Amparo Ballester y Verónica Vila Navarro.

La Hermandad de los Santos Patronos de Alzira Nuestra Señora de Lluch y Bernardo, María y Gracia establecida en la Santa Iglesia Catedral Metropolitana de Valencia, que lleva como subtítulo Colonia Alcireña en Valencia, necesita de todos los alcireños residentes en la capital.

La fotografía da testimonio del descubrimiento de una lápida que da nombre a la calle Monestir de Poblet, en la capital de provincia, en 1964; momento en que el abad de aquel cenobio, Edmont María Garreta, realiza. Con el rostros conocidos como Eugenio Martí Sanchis; el arcipreste de San Bernardo, Francisco Albiol; Manuel Montagud Ricart y las hermanas María del Carmen y Herminia Navarro Martínez, entre otros.

Alfonso Rovira, 21.04.1994


 

                          
.-000013                                                                                                                          .-000032 

                           
     .-000021                                                                                                                                                             .-000048

 

 

 

El Seis Doble no corrige los escritos que recibe. La reproducción de este texto es literal; fiel a las palabras, redacción, ortografía y sentido del autor/es.

Añadir un comentario

Pregunta de verificación


¿Qué abunda en el desierto? Arena, agua, gas o árboles
 

Respuesta de verificación

 * Contesta aquí la respuesta a la pregunta arriba mencionada.

Autor

 * Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un Nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

Email

 * La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

Comentario



Antes de enviar el comentario, el usuario reconoce haber leído nuestro aviso legal, observaciones y condiciones generales de uso de esta web.




*El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador.

*Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto, ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos.

*EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario.
El Seis Doble. Todos los derechos reservados. Aviso Legal
Página optimizada para navegadores Mozilla Firefox, Internet Explorer y una resolución mínima de pantalla 1024 x 768 px.